Facundo Cabral.

Por Facundo Cabral y Alberto Cortez

¿Qué es un hombre sin un sueño? Nada.

Un hombre sin un sueño a lo sumo es un ciudadano.

Y es grande la diferencia entre un hombre y un ciudadano.

Ciudadano es el que depende de esa abstracción que llamamos Estado.

El Estado es la teta donde maman los ciudadanos, pero el cáncer del hombre.

El hombre depende de Dios, es decir de la mismísima vida.

Ciudadano es el que está esperando que alguien haga por él, lo que él no haría ni por él ni por nadie.

Hombre es el que sabe que para vivir mejor, hay que ser mejor.

Ciudadano es el que busca la verdad y el culpable fuera de él.

Hombre es el que sabe que la verdad y el culpable se le buscan dentro de uno.

Además en una sociedad competitiva y comparativa como la nuestra, si existe una escala de valores, que evidentemente existe, un hombre es un ser invalorable.

Sin embargo, un ciudadano tiene un precio específico, un ciudadano vale exactamente un voto.

Hay ciudadanos que por escapar del aburrimiento de su familia llegan a la presidencia del país. No sé si me explico…

Facundo Cabral y Alberto Cortez – Texto Ciudadano

Anuncios

Escrito por La Pluma Invitada

La Pluma Invitada es un espacio de colaboraciones para la Revista Humanum.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.